Visión general de la legislación sobre firmas electrónicas y su legalidad en España

Spain

Como estado miembro de la UE, España reconoce la legalidad de las firmas electrónicas desde 2003. La Directiva de la UE aprobó originalmente la Ley de firma electrónica en 1999. En 2016, el Sistema Europeo de Reconocimiento de Identidades Electrónicas (eIDAS, por sus siglas en inglés) estandarizó estos reglamentos en toda Europa.

Visión general del modelo legal de España

España tiene un modelo legal por niveles, lo que significa que las firmas manuscritas no son obligatorias para validar un contrato. Normalmente, si dos personas llegan a un acuerdo, ya sea electrónico o por escrito, dicho contrato se considera válido legalmente. Sin embargo, es posible que se requiera documentación adicional para su validación.

Modelo legal

Al igual que muchos otros países de Europa, España se rige por un sistema de derecho continental basado en el derecho romano. De hecho, en este país se combina un sistema de derecho continental y derecho anglosajón, pero se aplica el derecho continental en lo referente a propiedad, contratos y derecho penal.

Un sistema de derecho continental se basa en el derecho romano y cuenta con un conjunto codificado de principios. Los países que se rigen por un sistema de derecho continental no se basan tanto en la jurisprudencia para determinar la aplicación de las leyes escritas. La mayoría de los países de Europa, Sudamérica y Asia se rigen por sistemas de derecho continental.

La ley de firma electrónica en España

De acuerdo con la legislación española, una firma electrónica tiene la misma validez legal que una firma manuscrita. El artículo 1528 estipula que los contratos son válidos cuando dos partes jurídicamente competentes llegan a un acuerdo.

El Reglamento eIDAS

Las leyes de firma electrónica se estandarizaron en Europa con la aprobación del Reglamento eIDAS, que derogó la Directiva 1999/93/CE de firma electrónica para los 28 estados miembros de la Unión Europea.

El Reglamento eIDAS se muestra bastante neutral en cuanto a la tecnología y define tres tipos de firmas electrónicas:

  • Firma electrónica simple (SES, por sus siglas en inglés): es el tipo de firma electrónica más básica. El signatario puede escribir o dibujar su nombre y no se valida la firma electrónicamente.
  • Firma electrónica avanzada (AES, por sus siglas en inglés): la AES consta de más marcas identificativas que son exclusivas del firmante. Este tipo de firma se suele trazar con un lápiz óptico, pero no incluye un certificado cualificado.
  • Firma electrónica cualificada (QES, por sus siglas en inglés): la QES se considera el tipo de firma electrónica más segura. El firmante escribirá su nombre en un dispositivo de creación de firmas seguro y el contrato incluye un formulario electrónico para validar el documento.

¿Cuando son apropiadas las firmas electrónicas en España?

A pesar de que la QES se considere el tipo de firma electrónica más segura, la SES puede ser adecuada para los siguientes tipos de documentos:

  • Documentos de Recursos humanos
  • Contratos de consumidor
  • Contratos de arrendamiento comercial
  • Contratos de licencia
  • Transferencias de propiedad
  • Avisos de privacidad

¿Cuándo se requiere una QES?

Sin embargo, se necesitará una QES para los siguientes tipos de documentos: notarizaciones, testamentos, contratos matrimoniales, acuerdos de sucesión.

¿Puedo utilizar el software de firma electrónica de PandaDoc en España?

Sí, el software de firma electrónica de PandaDoc cumple con las leyes de firma electrónica en vigor en España. Esto te facilita la firma de contratos y realizar negocios en este país. Regístrate para probar nuestro software de forma gratuita durante 14 días.